ANTENAS PARA EL DESARROLLO

SOBRE EL DECRETO 397 DE 2017

El Decreto 397 de 2017 es la herramienta mediante la cual el Distrito Capital pretende asegurar, por un lado, el cumplimiento de los postulados constitucionales y legales de la garantía de los ciudadanos al acceso a los servicios públicos de TIC provistos a través de las redes que se soportan en la infraestructura de torres y antenas y, por otra parte, el derecho de los ciudadanos a disfrutar de un ambiente urbano y rural ordenado y amable.

En ese sentido, el Decreto habilita y precisa los requisitos y procedimientos que deben seguir los operadores de telecomunicaciones y proveedores de infraestructuras, a efectos de desplegar e instalar infraestructura de torres y antenas y elementos de soporte de las mismas, tanto en espacios privados, como públicos, imponiendo, asimismo, obligaciones relacionadas con la mimetización y reducción del impacto visual de estas estructuras en zonas urbanas y rurales.

Adicionalmente, el Decreto verifica que quienes instalan estas infraestructuras atiendan a los permisos previos y hayan desarrollado los estudios obligatorios que emanan de Entidades del orden nacional en cuanto a límites a los campos electromagnéticos (radiaciones) para prevenir efectos sobre la salud (Normas de la ANE), así como a las previsiones sobre sismo resistencia, instalaciones eléctricas, visualización para prevenir accidentes de aeronaves y demás Códigos o normatividad de obligatorio cumplimiento.

El Decreto finalmente prevé un plan de regularización para que la infraestructura instalada previamente que no contaba con los debidos permisos se adecúe a estas normas y pueda acceder a dichos permisos, previos a ajustes y modificaciones de la infraestructura que sean necesarios.

Beneficios del Decreto 397 de 2017:

  • Permite aumentar la capacidad de redes de telecomunicaciones de Bogotá y mejorar el servicio de comunicaciones para todos los ciudadanos.
  • Asegura la reducción del impacto visual de esta infraestructura en los entornos rural y urbano del Distrito Capital.
  • Permite generar la infraestructura necesaria para el despliegue de una estrategia de ciudades inteligentes que aumente la calidad de vida y la productividad de la ciudad.
  • Asegura el cumplimiento de todas las normas de orden nacional que propenden por el cuidado de la salud y la contención de efectos de esta infraestructura en la misma.
  •  Promueve el desarrollo de ecosistemas digitales para la mejora de oportunidades empresariales, educativas y de emprendimientos en la ciudad relacionados con la cuarta revolución industrial.
  • Inserta al Distrito Capital como un destino importante de inversión del sector tecnológico en el ámbito mundial.
  • Permite cerrar las brechas digitales y sociales mejorando en aspectos de inclusión social y de igualdad de oportunidades productivas para todos.

 Nos Preparamos para el Futuro

El cubrimiento de servicios de telecomunicaciones fijos y móviles en la ciudad viene en aumento, con el despliegue de redes de 4G móviles, las próximas subastas de bandas de espectro, el despliegue de redes de fibra para accesos de banda ancha de alta velocidad en los hogares, entre otras iniciativas de los proveedores de estos servicios, se viene consolidando un ecosistema digital con adecuada conectividad que permitirá a Bogotá ser altamente competitiva.

Para ello, la actual Administración Distrital, ha venido adelantando actividades en coordinación con las autoridades del sector TIC del orden nacional, con el propósito de mejorar el cubrimiento en zonas periféricas y rurales donde este es aún deficiente, así como en planes y proyectos para estimular el acceso a Internet en hogares menos favorecidos y en el desarrollo de múltiples iniciativas que permitan al ciudadano acercarse de forma digital a las diferentes Entidades para sus trámites y necesidades.

 Adicionalmente, en el proyecto de Plan de Ordenamiento Territorial –POT- que cursa en el H. Concejo Distrital, se han incorporado importantes iniciativas para consolidar una infraestructura de TIC competitiva que soporte el desarrollo futuro de Bogotá como una ciudad inteligente.